Category Archives: Sin categoría

Eficiencia-Energetica[1]

Haz un buen uso de la iluminación en tu comunidad

By | Sin categoría | No Comments

Eficiencia-Energetica[1]

La distribución de consumo energético demandado por una comunidad de propietarios depende de todas las instalaciones comunes, donde la iluminación representa alrededor del 25% del consumo eléctrico.

Estos consumos proceden de la iluminación en zonas como portales, escaleras y entradas, soportales, farolas exteriores, jardines, salas auxiliares y de calderas, ascensores y demás zonas comunes que requieran de luz.

El alumbrado en la mayoría de las comunidades de vecinos supone un derroche constante de energía, debido entre otros factores, a zonas comunes de poco paso de gente que están iluminadas casi todo el día, mientras que en las zonas de mayor afluencia de personas tienen luces encendiéndose y apagándose de forma continuada, lo que supone un alto consumo energético.

Para ser eficientes y reducir el consumo de energía eléctrica se han de tener en cuenta los tipos de iluminación y los sistemas de control de la iluminación.

Tipos de iluminación

  •   Lámparas incandescentes,  son las bombillas convencionales, las más baratas, las que menos duran y las que más gastan. Tienen altos consumos eléctricos y poca eficiencia.
  •   Tubos fluorescentes convencionales, tienen menor consumo y mayor precio que las lámparas incandescentes, y además son muy utilizadas, por ejemplo, en los garajes. Estas lámparas son poco eficientes.
  •   Lámparas halógenas, las cuales suelen suelen ir empotradas en el techo y tienen mayor duración que las lámparas incandescentes y tienen mayor calidad de iluminación, pero su precio es más elevado y tienen altos consumos eléctricos.

Este tipo de lámparas no son eficientes, por lo que con su uso aumenta el consumo de energía y el gasto.

Las lámparas más recomendables para ahorrar y contribuir a la eficiencia energética son:

  • Lámparas de bajo consumo, son lámparas fluorescentes compactas que reducen el consumo hasta un 80% respecto a una bombilla convencional y duran hasta 8 veces más.
  •   Tubos fluorescentes de alta eficiencia y bajo consumo, que con balastro electrónico presentan un ahorro energético de hasta un 22%.
  •   Leds, las cuales presentan muy bajo consumo y son de gran duración. Estas son las más optimas y utilizadas para una buena gestión energética cuando se trata de reducir los costes comunitarios.

La acción combinada de lámparas y luminarias más eficientes permite ahorrar entre un 20% y un 50% de energía.

Sistemas de control eficiente de la iluminación

Una mayor eficacia en la iluminación permite mejorar la confortabilidad y seguridad del edificio y reducir la factura eléctrica de la comunidad, por lo que para ello es más eficaz automatizar la iluminación y sectorizar el edificio por zonas.

Este control se usa para utilizar sólo la luz que se necesita adaptando el nivel de iluminación en función de las necesidades y así reducir el consumo eléctrico, siendo más eficiente.

Para ello se utilizan detectores de presencia, que son dispositivos que activan o desactivan automáticamente el alumbrado en función de si existe presencia o no de personas, sin necesidad de buscar y pulsar el interruptor. Esta medida puede conseguir ahorros del 20% del consumo eléctrico total.

También se utilizan interruptores temporales y programadores horarios o pulsadores temporizados, que son mecanismos que, una vez pulsados, mantienen encendido el alumbrado durante el tiempo programado, evitando dejar luces encendidas por olvido. El potencial de este ahorro se considera en torno al 10% del consumo eléctrico final.

Y por último están los sensores de luminosidad, que son mecanismos que permiten regular el nivel de iluminación de una lámpara de forma inteligente. Permiten adaptar la iluminación artificial de forma automática en función de la luz natural. Estos equipos pueden alcanzar ahorros de hasta un 45-75% en el consumo eléctrico de las lámparas y alargar su vida útil.

Finalmente hemos visto que la gestión eficiente (domótica) del conjunto de las instalaciones, incluida la automatización sectorial de la iluminación, puede ahorrar hasta un 35% en la factura eléctrica y esto unido a la utilización de lámparas más eficientes pueden reducir el gasto de iluminación hasta en un 75%

Consejos prácticos para unas buenas prácticas ambientales

  •   Aprovechamiento máximo de la luz natural y uso racional de la iluminación.
  •   Evitar dejar luces encendidas y si es posible instalar un reloj-programador de encendido y apagado o sistemas de célula fotoeléctrica que apagan las luces cuando la iluminación del ambiente supera cierto nivel.
  •   Sustituir todas las lámparas incandescentes por otras más eficientes.
  •   Instalar sensores se presencia.
  •   Una buena idea es sectorizar los interruptores de las luces de escaleras, vestíbulos, garajes y zonas comunes.
  •   En zonas ajardinadas es importante evitar la contaminación lumínica nocturna y utilizar luminarias que dirigen el flujo hacia el suelo sin que se escape luz hacia el cielo y bajar la iluminación en zonas poco transitadas a partir de ciertas horas de la noche.
  •   Usar colores claros en las paredes y techos de las estancias.
  •   Mantener limpias las lámparas y los elementos reflectantes de las luminarias, ya que una bombilla sucia puede iluminar hasta un 30% menos.
  •   A la hora de elegir una lámpara no solo hay que tener en cuenta su aspecto estético, sino que es más importante su rendimiento luminoso.
  •   Las luces indirectas dirigidas hacia el techo o pared clara tienen bajo rendimiento y consume más.
  •   Las arañas con muchas bombillas pueden ser muy decorativas, pero son muy ineficientes.

Si le preocupa el consumo eléctrico en su comunidad y los altos importes de sus facturas y quiere comenzar a ahorrar desde el primer momento y sin derramas para la comunidad contacte con nuestro Asesor para solicitarnos un estudio personalizado gratuito y sin compromiso.

Desde ENEXER reducimos su cuota comunitaria garantizando un ahorro desde el primer día. Infórmese en el 918 330 955 o en enexer@enexer.es

 

 

 

 

 

 

 

 

 

015b004f26

Sistema de Aislamiento Térmico Exterior (SATE) en Comunidades de Propietarios

By | Eficiencia energética, Sin categoría | No Comments

Invertir en la envolvente térmica, y de manera particular, en fachada puede ser una medida de mejora eficaz que permita un ahorro económico en cuanto a consumo de energía necesaria para cubrir la demanda de calefacción y refrigeración. El hecho es, que una buena envolvente térmica, es el primer paso para reducir la demanda de energía.

Más de la mitad de los edificios españoles están construidos sin la protección térmica adecuada, por lo que se aconseja realizar una rehabilitación térmica que logre un ahorro del orden del 50 % de la energía consumida. Para ello hay que actuar sobre los muros y cubiertas, utilizando los materiales aislantes más adecuados, e instalar en los huecos marcos aislantes y ventanas con aislamiento térmico reforzado, además de proteger tuberías, conductos y tanques para evitar pérdidas de calor.

El estudio de las posibles mejoras que permitan reducir el consumo energético se hace mediante un diagnóstico energético del edificio en el que se analizan todas las posibilidades de mejora de las instalaciones y de la envolvente del inmueble: muros, ventanas y cubiertas.

El aislamiento térmico no es tan caro ni tan complicado como parece. Lo deseable es una rehabilitación energética completa, cualquier ahorro que se consiga será beneficioso tanto para el consumidor como para la economía nacional, si tenemos en cuenta que el consumo energético de las viviendas está en torno al 20 % del total, y que el 80 % de la energía que se consume en España es importada.

Después de esta introducción, en esta entrada vamos a explicar en qué consiste el Sistema de Aislamiento Térmico Exterior – SATE.

El SATE es un sistema que ofrecen diferentes casas comerciales y que se compone de:

  1. Panel aislante prefabricado: este panel puede ser de diferentes espesores y materiales: EPS -poliestireno espandido-, XPS -poliestireno extruido-, lana de roca o placas de EPS con grafito.
  2. Fijaciones que garanticen la unión del aislamiento al muro soporte: mediante mortero cola (adhesivo) y fijaciones mecánicas al muro.
  3. Acabados: el acabado consiste en dos capas de mortero cola, con una malla intermedia de fibra de vidrio alcalirrestistente de gran gramaje. El acabado protege al aislamiento térmico. Como acabado final, se aplica una imprimación y un revestimiento continuo tipo revoco.

sate-2

Ventajas del sistema SATE

En el ámbito residencial, y propuesto como una estrategia para la rehabilitación de la fachada, SATE se puede aplicar en bloques plurifamiliares o en viviendas unifamiliares:

  • Reduce la factura energética de cada usuario ya que se consiguen ahorros netos de energía próximos al 30% y se estima que la inversión realizada para la instalación del sistema se amortiza de media en los cinco años siguientes.
  • Mejora el confort térmico, a igualdad de consumo y bienestar para el usuario.
  • Ayuda a la reducción de emisiones de CO2.
  • Permite a los usuarios seguir viviendo en sus viviendas durante la incorporación de un sistema SATE en sus fachadas.
  • Se reducen los puentes térmicos en la fachada, las posibles condensaciones no deseadas y aquellas patologías ligadas a las mismas.
  • Se revaloriza económicamente el inmueble, mucho más que la simple restitución de la fachada.
  • Esta rehabilitación no reduce el espacio habitable interior de las viviendas.
  • Pueden alcanzarse mejoras en el comportamiento acústico.
  • Se reduce el riesgo de condensaciones intersticiales.
  • Esta rehabilitación perdura con el tiempo, teniendo una vida útil de más de 20 años, pudiendo considerarse un argumento positivo en caso de alquiler o venta.

Otros datos de interés

El IDAE ha publicado una serie de Guías Técnicas para la Rehabilitación de la Envolvente Térmica de los edificios, y la número 7 la dedica a Sistemas de Aislamiento Térmico Exterior – SATE. Ha sido redactada por la Asociación Nacional de Fabricantes de Materiales Aislantes -ANDIMAT- para el IDAE, y su objetivo es la promoción de la eficiencia en el uso de la energía en los edificios.

En su Anexo A, desarrolla un caso práctico donde se propone como medida de mejora la intervención en la envolvente térmica: fachada, huecos y cubierta. Respecto de la mejora en fachada, propone el sistema SATE como solución para reducir el valor de su transmitancia.